Actividad secundaria: Caminar las palabras

Destinatarios: Secundaria y Bachillerato

Finalidad: Pretendemos ofrecer a los alumnos una mirada reflexivo-crítica a obras literarias de autores de todos los tiempos, para comprender la presencia de Dios y su idea en la literatura. A partir de ellos, se comprenderá mejor el proceso de búsqueda de Dios del ser humano, sus vacíos, angustias y esperanzas. Ello permitirá a los alumnos entender mejor los interrogantes que nos planteamos las personas sobre Dios y los códigos utilizados en la misma literatura para presentarlo u ocultarlo. También abordaremos otros grandes interrogantes humanos como el origen y destino del mundo, el sufrimiento y la muerte.

Objetivos:

  1. Reflexionar sobre la imagen de Dios presente en la cultura occidental.
  2. Descubrir la estrecha relación entre la imagen de Dios, del mundo y del hombre presente en la literatura.
  3. Valorar la literatura como un proceso de recuerdo y creatividad que ayuda a comprender mejor las propias aspiraciones, fragilidades y fortalezas.
  4. Apreciar el diálogo como descubrimiento compartido de la verdad.

Documentos:

  • Estamos preparando un dossier de textos literarios, de diferentes grados de dificultad, para poder utilizarlos en los diferentes niveles de Educación Primaria, Secundaria y Bachillerato. Os animamos, desde estas líneas, a que colaboréis enviándonos a www.innovareli.com sugerencias, actividades, dinámicas que estén relacionadas con el mundo de la literatura y la religión.
  • En esta propuesta práctica presentamos tan sólo uno de esos textos: la dedicatoria a  Lotte Bielitz que le escribió Rilke el 23 de enero de 1919.

Duración: 1 sesión de 50 minutos.

Desarrollo:

Introducción: Explicamos que literatura y religión son dos procesos de búsqueda de lo trascendente, de aquello que está más allá del plano inmediato y superficial de la realidad. Por eso el creyente y el artista, y también el lector, tienen tanto en común: todos buscan en el texto algo que trascienda ese texto y algo que les trascienda a ellos mismos. A través del recorrido literario que proponemos podremos entender cómo literatura y religión colaboran en el desarrollo de la experiencia evocadora y espiritual del ser humano.

a)      Introducimos la actividad presentando brevemente al autor: Rainer Maria Rilke, nació en Praga en 1875 y murió en Suiza en 1926. La mayor parte de su obra la escribió en alemán, aunque tiene algunas publicaciones en francés. Sus obras fundamentales son las Elegías de Duino y los Sonetos a Orfeo. En prosa destacan las Cartas a un joven poeta y Los cuadernos de Malte Laurids Brigge. Mantuvo durante toda su vida una intensa relación epistolar con familiares y amigos. Era su forma natural de comunicarse y volcaba en ellas la misma dedicación y obsesión por lo sublime que en cualquiera de sus mejores poemas. A Rilke le gustaba dedicar los ejemplares de sus libros, y esas dedicatorias, improvisadas muchas veces y por lo general manuscritas, alcanzan por eso la misma altura y densidad literarias que sus poemas. Leemos una de esas dedicatorias, la que escribió a Lotte Bielitz el 23 de enero de 1919.Actividad 1: Comentario de texto.

b)      Lectura:

PARA LOTTE BIELITZ

Es difícil el descenso hasta Dios. Pero mira:
te agotas de llevar los cántaros vacíos,
y de pronto, resulta que ser niño, joven, mujer,
basta para que Él quede satisfecho sin fin.

Él es el agua: limítate a hacer sólo
una taza con tus manos juntas,
y arrodíllate luego. Pródigamente
hará rebosar tu límite más alto.

23 de enero de 1919.

c)      Dejamos unos minutos para que los alumnos saboreen personalmente la lectura.

d)     Iniciamos un diálogo sobre el texto. Podemos hacer algunas preguntas del tipo ¿Qué ha querido expresar con esta dedicatoria? También podemos comentar que este texto encierra una gran riqueza visual que podemos ir descubriendo juntos. Así, vamos analizando cada imagen que el autor dibuja con palabras. Dejamos el tiempo suficiente para que sean los alumnos los que localicen estas imágenes y expresen lo que les evoca. Por ejemplo, destacamos:

  • Descender hasta Dios”: lleva la riqueza visual de no ser un ejercicio ascendente, sino una profundización. Es una imagen muy apreciada por Rilke. En las Cartas a un joven poeta, ya había escrito: “Busca lo profundo de las cosas, hasta allí no desciende la ironía”.
  • Te agotas de llevar los cántaros vacíos”: Acercarse a Dios no implica la rutina del ir y venir con trastos y tinajas, no exige la laboriosidad.
  • Ser niño, hombre, mujer basta”: Ni tampoco el desarrollo muscular es preciso, porque es suficiente con ser lo que eres para amar a Dios.
  • Él es el agua”: recordamos el diálogo de Jesús con la samaritana: “El agua que yo le daré se convertirá en él en manantial que brotará hasta la Vida eterna” (Jn 4, 14). Agua de vida eterna.
  • Limítate a hacer sólo una taza con tus manos juntas, y arrodíllate”: Rilke busca el desprendimiento de los cántaros, instrumentos que sobran, sólo ponerse de rodillas y hacer un cuenco con las manos, allí llega el agua de la Gracia de Dios.
  • Pródigamente hará rebosar tu límite más alto”: Así, con esa humildad es cuando el ser humano se hace grande y se eleva a la condición de
  •  testigo de Dios.

Valoración de la actividad:

  1. El grado de interés, atención y participación en la lectura y diálogo.
  2. El nivel de reflexión y profundidad evocadora en sus respuestas.
  3. Haber saboreado y disfrutado de la lectura.

Otras actividades para secundaria: CAMINAMOS DE LA MANO DE LA MÚSICA

“Y cuando cantáis, ¿No es Cristo quien canta por vuestra voz?” (San Agustín). De todos los instrumentos, el mas importante, la voz, el único creado por Dios. No es de extrañar, que eligiendo Dios la Palabra para expresar su acción, confiriera a la voz, en su desarrollo, el privilegio de instrumento único e irrepetible.

CANTIGA DE SANTA MARIA

Esta composición pertenece a la colección de Cantigas de Santa María escritas por Alfonso X el Sabio. Se inscribe dentro del repertorio medieval de la música profana y está fechada entre 1260 y 1284. El texto está en gallego-portugués

Las Cantigas de Santa María (mediados del siglo XIII-1284) constituyen el cancionero religioso medieval de la literatura en galaico-portugués, frente al profano que estaría constituido por las cantigas de amigo, de amor, de escarnio y de maldecir.
Se trata de un conjunto de cuatrocientas veintisiete composiciones en honor a la Virgen María. La mayoría son cantigas que relatan milagros sucedidos con la intervención de la Virgen.
Existen dudas sobre la autoría directa del rey Alfonso X el Sabio, pero nadie duda de su participación como compositor en algunas de ellas, siendo al menos diez de indudable atribución al rey. Una opinión fundamentada en una nota del manuscrito toledano atribuye al propio rey la autoría de unas cien cantigas.

Partitura y canto de la Cantiga Número 100, Santa María, Strela do dia, válida para el aprendizaje coral.

  1. El profesor empezará leyendo las notas en voz las cantigas, después lo harán los alumnos.
  2. Se explicará la importancia de las cantigas de Alfonso X, así como su significado.
  3. Se intentará tocar con la flauta esta canción. Cantiga Nº 100 de Alfonso X El Sabio. 

Acerca de Isabel Gómez Villalba

Profesora de Religión en I.E.S. Miguel Catalán e I.E.S. Virgen del Pilar de Zaragoza. Coordinadora de la Comisión de Innovación Pedagógica de la Delegación Episcopal de Enseñanza de Zaragoza.
Galería | Esta entrada fue publicada en 7. Caminar las palabras. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s